MARTES DE AUTORES: ISABEL ALLENDE Y SU MIRADA SOBRE EL AMOR

0
26

Isabel Allende Llona es una escritora chilena perteneciente a la Academia Estadounidense de las Artes y las Letras. Nació el 2 de agosto de 1942 en Lima, Perú. En el año 2010 fue galardonada ​con el Premio Nacional de Literatura en Chile. Es en la actualidad la escritora de lengua española más leída en el mundo y sus libros se han traducido a incontables idiomas. Isabel ha trabajado como periodista para televisión y como columnista en periódicos y revistas. Y se le atribuye en gran medida su afición a las letras, debido a la influencia de su padre, el diplomático chileno Tomás Allende.

Para algunos críticos, el estilo narrativo de Isabel es de corte autobiográfico y en algunos casos se le ha llegado a atribuir a su trabajo ciertas similitudes comparadas al realismo mágico de Gabo. Sin embargo, ella misma ha reiterado que, aunque su escritura contiene partes de su vida, está inspirado, en gran medida, elementos de ficción.

El amor de Allende

- Advertisement -

A continuación, se presenta una recopilación de algunos momentos, en los que su escritura ha abordado el tema del amor. Algunos fragmentos son tomados de entrevistas y otros de sus obras literarias.

“Me siento llena de energía, para trabajar, para enamorarme, para vivir en el mundo, para correr riesgos, para todo”. Entrevista para ABC

 

“El amor de pareja es lo que te mantiene vivo. Es un ancla en la vida” Entrevista para El Mundo

 

“Me puedo volver a enamorar. No es que ande buscando, pero puede volver a ocurrir. Yo me enamoré la primera vez cuando tenía siete años”. Entrevista para El Mundo

 

“Cuando conocí a Willie, (ex esposo me gustó su olor, su voz, la mezcla de apariencia distinguida y buena ropa con sus tatuajes. Me gustó la historia de su vida. No hay nada más seductor que una buena historia” Entrevista para El Mundo

 

“Un señor de Nueva York me escuchó en la radio de su auto, camino de Boston. Escribió un correo, y otro, y otro, a mi oficina. Al tercero, le contesté yo misma porque lo acompañó de un ramo de flores. Cinco meses después de recibir cada día un correo dándome los buenos días y otro las buenas noches, aproveché un viaje de trabajo para verle. Ahí, en cinco minutos, se armó la cosa, y ahora él está vendiendo lo que tiene para venirse conmigo. O sea, que esas cosas ocurren, son milagros que pasan. Sí, me enamoré a los 75 por tercera vez en mi vida, no hay amor sin riesgo” Entrevista para El país

 

“Tal vez temía que ese grandioso amor, que había resistido tantas pruebas, no pudiera sobrevivir a la más terrible de todas: la convivencia.”  La casa de los espíritus (1982)

 

“A los veintidós años, sospechando que tenía el tiempo contado, Ichimei y ella se atragantaron de amor para consumirlo entero, pero cuanto más intentaban agotarlo, más imprudente era el deseo, y quien diga que todo fuego se apaga solo tarde o temprano, se equivoca: hay pasiones que son incendios hasta que las ahoga el destino de un zarpazo y aun así quedan brasas calientes listas para arder apenas se les da oxígeno” El amante japonés 2015

 

“¿Qué nos pasó? Tal vez estamos en el mundo para buscar el amor, encontrarlo y perderlo, una y otra vez. Con cada amor volvemos a nacer, y con cada amor que termina se nos abre una herida… Estoy llena de cicatrices.” Paula (1994)